A medio kilómetro del pueblo hay un conjunto de arte rupestre único, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1998. Se trata de una mole de piedra que se levanta a orillas del camino, y que conserva grabados e imágenes pintadas, realizadas en diferentes épocas. Todo parece indicar que estamos un espacio sagrado, destinado al culto de la fertilidad.

La Roca de los Moros del Cogul está situada en un territorio lleno de testimonios de arte rupestre y es la embajadora del que conocemos como el arte levantino dentro del horizonte del neolítico, y, con una forma de vida estrecha en relación al paisaje. Aquellos hombres y mujeres nos han legado el registro de su paisaje pintado y grabado sobre piedras. La hendidura es un refugio natural formado por un bloque de piedra arenisca desprendimiento en la parte de la montaña asentada al lado del río Set, afluente del Segre. El conjunto pictórico está formado por 42 figuras pintadas y 260 elementos grabados sobra la roca de epigrafía ibérica y latina.

Fuente original : www.cogul.cat/pintures-rupestres-patrimoni-mundial/

Web :  www.cogul.cat